Bienvenidos
a la Fonda Urquizu

Habitaciones y Restaurante de Beceite

Bienvenido a la
Fonda Urquizu

La actividad de la fonda data de 1860, ha sido regentada desde entonces por las sucesivas generaciones de la Familia Urquizu procurando siempre adaptarse a las diversas necesidades de los nuevos tiempos, llevando a cabo diferentes reformas que nos llevan hasta la actualidad. 2013 es la fecha de nuestra mas reciente renovación de la que podrá disfrutar en nuestras habitaciones y restaurante.

Somos un establecimiento que acoge al viajero con el trato familiar que solo proporcionan los años de experiencia en la actividad hostelera. Nuestro mayor esfuerzo es procurar la satisfacción del cliente y, para ello, le recomendamos y orientamos acerca de posibles actividades a realizar durante su estancia, lugares que visitar.

Alojamiento en Beceite

Nuestras
Habitaciones

Lo que ofrecemos a nuestros clientes es la posibilidad de alojarse en unas habitaciones modernas y confortables , todas ellas exteriores, dotadas de baño completo, tv, calefacción central, aire acondicionado, WIFI, terraza o balcón.

Desde sus amplias terrazas sobre nuestro huerto, se pueden contemplar hermosas vistas del entorno de Beceite (el Calvari, Sta Barbara,Los forts de Cabrera, La Roca de la Marimona).

Entorno natural

Conoce
Beceite

Beceite es una de las localidades más bellas del Maestrazgo. Está rodeada de olivos y de las montañas del Sistema Ibérico, pero al mismo tiempo se respira la brisa del cercano Mediterráneo. La villa está enclavada junto al río Matarraña, en las proximidades del límite de provincia de Tarragona, en la falda de la Reserva Natural de los Puertos de Beceite.

Habitaciones y Restaurante de Beceite

Nuestro
Restaurante

En nuestro restaurante podréis reponer fuerzas y degustar nuestras especialidades caseras y tradicionales, basadas en productos de nuestra propia cosecha, cultivados en el huerto que se puede contemplar desde el mismo comedor. Nuestra especialidad son las legumbres(hemos recuperado las famosas judías o «fesols de Beseit» que cultivamos cada año, para goce de nuestros entendidos comensales), las verduras de temporada y hortalizas frescas que hacen cierta la frase «del huerto a la mesa».